RADIO ONLINE

 

 

La Justicia evalúa reabrir la causa por enriquecimiento ilícito contra Cristina Kirchner a raíz de las declaraciones como arrepentido del contador Víctor Manzanares y otras revelaciones de la causa de los cuadernos . Desde ayer, el fiscal Eduardo Taiano tiene en sus manos un escrito que le envió el juez Ariel Lijo para que diga si corresponde anular el sobreseimiento firme que tiene ese expediente, declararlo fraudulento y volver a investigar el caso. Ayer, la UIF también pidió la reapertura. La investigación por la denuncia de enriquecimiento ilícito tuvo un trámite exprés y fue cerrado en menos de seis meses por Norberto Oyarbide en 2009, cuando era juez.Pero las nuevas revelaciones obligaron a revisar la clausura de la causa. Otra opción que se baraja es que la causa por enriquecimiento ilícito quede en manos del juez Claudio Bonadio, quien al fin y al cabo es el juez que procesó a Cristina Kirchner como jefa de una organización que recaudó de manera ilegal dinero de un grupo de empresarios que hacían negocios con el Estado La Nacion

Luego de que Martín Báez quedó detenido por mover dinero de una cuenta embargada en el exterior, el Tribunal Oral Federal Nº 4, que juzgará a Lázaro Báez , fue alertado sobre nuevos intentos de mover dinero que se encuentra inhibido por la Justicia. Según informó la Cancillería al Tribunal, Báez pidió el desembargo de una cuenta con cuatro millones de dólares en las Bahamas. El pedido se habría realizado a través de un estudio de abogados llamado Tracy Wells ante la Corte Suprema de las Bahamas. En el escrito que recibió la Corte Suprema de Bahamas, al que accedió LA NACION, se dice representar a Lázaro Báez y sus hijos. La Cancillería detectó esta maniobra y transmitió la información al Tribunal Oral Federal Nº 4, donde se encuentra en curso el juicio a Báez, sus hijos y una veintena de acusados por el lavado de 60 millones de dólares. Néstor Costabel, uno de los jueces de ese tribunal, ratificó la orden de mantener bloqueada la cuenta. Este no es el primer intento de los Báez de mover fondos embargados por la Justicia. Según un informe elaborado por la UIF en agosto del año pasado, Martín Báez, hijo de Lázaro Báez, violó la ley y transfirió cinco millones de dólares de una cuenta que se encontraba inhibida. Después de que la UIF detectó ese movimiento y alertó al fiscal de juicio, Abel Córdoba, este pidió que Martín Báez quedara detenido. Los jueces del Tribunal hicieron lugar al pedido de Córdoba y ordenaron su detención.

La Justicia le prohibió al abogado Marcelo D'Alessio salir del país, en el marco de las causas que llevan adelante los jueces de Dolores, Alejo Ramos Padilla, y de Lomas de Zamora, Federico Villena. Si bien el juez Villena le estableció la prohibición de salir del país el viernes y Ramos Padilla hace más de una semana, la información trascendió ayer. El juzgado de Lomas de Zamora tramita una causa que data de 2016 y que es por supuesto lavado de dinero, por la que D'Alessio tiene inhibidos sus bienes e inmovilizadas sus cuentas en el exterior, según se consignó En este marco, al que se suma la causa abierta en Dolores contra D'Alessio por extorsión a un empresario agropecuario, anteayer se ordenaron allanamientos en sus propiedades, entre ellas su casa en el country Saint Thomas, en la localidad de Canning, partido de Esteban Echeverría. En los allanamientos, la policía secuestró armas de moderna tecnología, supuestos aparatos de espionaje, autos con balizas policiales, chalecos antibalas, computadoras, celulares, una placa de la DEA y remeras del FBI. Se cree que el objetivo de los allanamientos es la valuación de los bienes del abogado para un eventual embargo, ya que el operativo incluyó la presencia del Tribunal de Tasación, según informó el mismo medio

La libertad de Amado Boudou está en riesgo. La Cámara de Casación tiene previsto resolver hoy si revoca su excarcelación en la causa en que fue condenado por quedarse con el 75 por ciento de las acciones de la imprenta Ciccone Calcográfica, que fabrica papel moneda. Los jueces Gustavo Hornos, Mariano Borinsky y Juan Carlos Gemignani escucharon ayer los argumentos del fiscal y de la defensa de Boudou. Si bien tenían previsto resolver ayer, pospusieron la decisión para hoy. Todo hacer prever que el exvicepresidente volverá a la cárcel. Boudou fue condenado a cinco años y diez meses de prisión por cohecho pasivo y negociaciones incompatibles con la función pública por haberse quedado con el 75% de las acciones de la empresa Ciccone. El Tribunal Oral Federal N° 4, que lo condenó, integrado por los jueces Pablo Bertuzzi, Néstor Costabel y Gabriela López Iñíguez, decidió por mayoría, en el mismo momento de la lectura del veredicto, dejarlo detenido con prisión preventiva. Los jueces entendieron que había peligro de que, en libertad, obstaculizara la investigación.

Página 1 de 116